Día Internacional de la Fraternidad Humana

Judith Guajardo Académica de la Escuela de Trabajo Social Universidad de Las Américas

La fraternidad, como hecho propiamente tal, es un valor universal y transversal a todos los seres humanos. Por lo tanto, implica hablar de valores como la tolerancia, el respeto, la dignidad, la solidaridad e igualdad de derechos de todos los seres humanos.

Esta conmemoración nace tras el encuentro sostenido entre el Papa Francisco y el líder musulmán Gran Imán de Al-Azhar, Ahmad al-Tayyib, el día 4 de febrero de 2019, en el cual se establece la firma del Documento sobre la Fraternidad Humana por la Paz Mundial y la Convivencia Común. En virtud de aquello, la Asamblea General de las Naciones Unidas decide proclamar el 4 de febrero como Día Internacional de la Fraternidad Humana a partir de 2021.

Con la promulgación de este día, se afianza la promoción de la paz en el mundo como valor universal, así como también el desarrollo sostenible y el incentivo hacia la tolerancia. La fraternidad como valor nos conlleva a ser solidarios, respetuosos y empáticos con las demás personas. Es de vital importancia la transmisión y aplicación de valores en nuestra vida diaria para ser cada día mejores individuos, con un efecto multiplicador que impacte en toda la humanidad.

Considerando que hoy vivimos una de las más grandes crisis sanitarias producto del COVID-19, ello nos exige una respuesta global basada en la unidad, la solidaridad y cooperación multilateral, por lo tanto, se hace más relevante que nunca hacer que la fraternidad sea el paradigma social que nos mueva hacia la promoción de mejores respuestas mirándonos de manera fraterna, entre todos.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público.