COMUNIDAD CHINA CELEBRA EL Festival del Medio Otoño

CON 3.000 AÑOS DE ANTIGUEDAD, hoy en día este Festival ha crecido en popularidad por todo Asia y es celebrado en Corea, Japón, Malasia, Singapur, Taiwán, Camboya, Vietnam, Indonesia y Tailandia. Este año tendrá lugar este 21 de septiembre.

El Festival del Medio Otoño, Festival de la Luna o 中秋節 (Zhōngqiū Jié) es la segunda fiesta tradicional más importante en China, después del Año Nuevo Chino.

Este Festival se celebra el día 15 del octavo mes del calendario lunar Chino. Su nombre fue otorgado debido a que, en este día, la luna llena es la más grande y brillante de todo el año.

Los emperadores chinos adoraban a la luna para pedirle cosechas abundantes.

Esta historia se remonta a hace más de 3.000 años. Los chinos han celebrado la cosecha durante la luna llena de otoño desde la dinastía Shang (1600-1046 a.C.).

La historia de Chang Er es la más aceptada sobre el origen del Festival del Medio Otoño. Según ésta, en tiempos antiguos existían diez soles y el calor extremo hizo vida de las personas es muy difícil. Fue el jovén Hou Yi quien gracias a su valor derribó a nueve de los diez soles, transformándose en un héroe en todo el país. Poco después, el joven se casó con una bella y amable mujer llamada Chang Er.

Un día, Hou Yi se encontró con la reina del cielo, quien Wangmu le regaló un elixir que, en caso de beberlo, le haría ascender inmediatamente al cielo y convertirse en inmortal. En lugar de beber la poción, Hou Yi se llevó a casa y lo mostró a Chang Er a quien le encargó guardarlo. Por desgracia, el malvado Peng Meng, supo de esto.

Al poco tiempo, Hou Yi fue a cazar, Peng Meng se precipitó en la casa, exigiéndole a Chang Er que le entregara el elixir. La mujer para no entregarlo, sacó el elixir y se lo tragó de inmediato. En ese mismo momento, voló por la ventana hasta la Luna, que es el cuerpo celeste más cercano a la tierra.

Al darse cuenta de lo sucedido a su esposa, Hou Yi comenzó a llamarla y se sorprendió al ver una figura que se parecía a su esposa en la Luna. Montó un altar y le ofreció comida como ofrenda. Lo mismo hicieron los vecinos, quienes quemaron incienso para expresar sus buenos deseos para Chang Er. Esto se convirtió en una costumbre que se repitió cada año.

Mirando la luna y comiendo yuebing

Actualmente, esta fiesta se celebra reuniendo a toda la familia y amigos para admirar la brillante luna, degustando unos ricos pasteles de luna o yuebing junto a un sabroso té.

Existe una expresión china, “圓滿” (yuán mǎn), que significa algo perfecto, completo y realizado. El primer carácter se utiliza en la expresión Luna redonda (圓月yuán yuè) y el otro se usa para señalar a la Luna llena (滿月mǎn yuè). Se cree que el momento de yuan man debe disfrutarse junto a toda la familia: no falta nada en la Luna y no falta nadie en la familia

¿Qué significan los pasteles de luna?

El pastel de luna es un dulce chino que se consume tradicionalmente en la Fiesta del Medio Otoño, una de las más importantes de China. Esta fiesta se centra alrededor de la luna, y estos pasteles forman parte de la celebración. Sus orígenes se estiman a partir de la Segunda Era del Imperio Chino

Qué es el Festival de la Luna en China

Los emperadores chinos adoraban a la luna para pedirle cosechas abundantes. Esta historia se remonta a hace más de 3.000 años. Los chinos han celebrado la cosecha durante la luna llena de otoño desde la dinastía Shang (1600-1046 a.C.)

Cuándo se celebra el día de la Luna en China

También conocida como el Festival de la luna, tiene una historia de más de tres mil años (desde la dinastía Shang de China) y se celebra el día 15 del octavo mes del calendario lunar (en la Octava Luna Llena del año) que en esta ocasión cae el sábado 10 de septiembre.

Hacer farolitos rojos

Los farolillos del Medio Otoño no son tan coloridos como los del Festival de la Faroles. No hay una gran fiesta de faroles durante el Festival de Medio Otoño, pero a los niños les gusta mucho la fabricación de faroles de colores. Hacen farolillos de diferentes formas y dejan que floten en los ríos. Los dejan en la orilla del río hasta que la luz de las linternas desaparece. A veces, hacen farolillos de Kongming (Hung Ming), que pueden volar porque las velas encendidas calientan el aire en el farol. El farolillo se levanta con el aire

calentado.

La danza del dragón

Por último, la festividad más esperada en Hong Kong es la danza del dragón de fuego Tain Han. 

Cuenta la leyenda que, en 1880, los habitantes del barrio hongkonés de Tai Hang ahuyentaron con éxito la peste y los malos espíritus haciendo desfilar por el pueblo un dragón de paja cubierto de incienso. 

Al día de hoy, en Hong Kong siguen peregrinando a un dragón de 67 metros de largo cubierto por 72.000 palillos de incienso.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *